PKP Energetyka

PKP Energetyka S.A. lleva operando en el mercado polaco desde 2001 y su principal operación es la venta y suministro de electricidad a clientes comerciales y empresas de transportes. También se especializa en la prestación de servicios de energía eléctrica. La compañía emplea a 4 500 personas y gestiona una amplia infraestructura energética, que incluye 600 000 instalaciones y elementos de instalación en líneas eléctricas con una longitud de más de 21,5 mil kilómetros. También es un proveedor clave de energía de tracción que suministra electricidad al sistema ferroviario polaco. Poder contar con un funcionamiento a prueba de fallos es un aspecto crucial para la seguridad y el funcionamiento puntual de toda la red ferroviaria de Polonia.

La fuerte competencia en el mercado de la energía obliga a PKP Energetyka a desarrollar una mejora continua de la calidad de sus servicios, por lo que lleva muchos años invirtiendo en digitalización. Como parte de su programa de mejora continua, PKP quería modernizar el proceso de gestión del mantenimiento de los activos de la red, centrándose en su organización, centralización y optimización.

PKP Energetyka eligió IBM MAXIMO como su solución de Gestión de Activos Empresariales y a Vetasi para implementar la solución.

“El mayor desafío al que nos enfrentamos fue la modernización de los sistemas encargados de gestionar los activos de la red. Con anterioridad, estos recursos se gestionaban mediante el sistema GIS, aplicaciones independientes dedicadas y sistemas ofimáticos. La elección de Vetasi y la transición a la solución IBM MAXIMO supone un cambio significativo en el enfoque de la gestión de los activos de la red en PKP Energetyka" – comenta Ryszard Bryła, CIO de PKP ENERGETYKA S.A.

PKP Energetyka determinó qué recursos y procesos eran los más importantes y requerían optimización. Posteriormente, adaptamos el sistema EAM a sus necesidades y a las especificaciones del sector y, de esta forma, simplificamos la gestión de una empresa de este tamaño. El proceso de implementación se centró en las siguientes áreas clave:

  • automatización de los procesos empresariales en el ámbito de la mejora de los registros y la gestión de los activos de la red,
  • mejora de la gestión de las tareas de mantenimiento, inversiones y reparaciones,
  • estandarización de las actividades de apoyo a la planificación del desarrollo de la red,
  • gestión de los sistemas de medición,
  • recopilación de los conocimientos sobre la red en un sistema central,
  • organización de los conocimientos sobre el estatus legal de las estructuras inmobiliarias y energéticas,
  • recogida e intercambio de información técnica sobre los elementos de la red y los parámetros operativos críticos,
  • almacenamiento del historial de funcionamiento y del ciclo de vida de los distintos aspectos de los activos de la red,
  • organización y descripción detallada de los datos sobre la red y los destinatarios,
  • evaluación técnica y financiera de las obras previstas,
  • registro de los gastos de las actividades desarrolladas en la red,
  • puesta a disposición de los conocimientos sobre el inventario y los efectos de las decisiones tomadas,
  • apoyo a la implementación de normas de funcionamiento y modernización,
  • elaboración de informes y análisis avanzados.